ARAFRIOL Polvo para sol. oral (Polvo para solución oral)

Introducción

Prospecto: información para el usuario

 

ARAFRIOL polvo para solución oral

Paracetamol / Fenilefrina / Clorfenamina

Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar este medicamento, porque

Siga exactamente las instrucciones de administración del medicamento contenidas en este prospecto o las indicadas por su médico o farmacéutico.

  • Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.
  • Si necesita consejo o más información, consulte a su farmacéutico.
  • Si experimenta efectos adversos, consulte a su médico o farmacéutico, incluso si se trata de efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Ver sección 4.
  • Debe consultar a un médico si empeora o si no mejora después de 5 días.

Contenido del prospecto

1.   Qué es ARAFRIOL y para qué se utiliza

2.   Qué necesita saber antes de empezar a tomar ARAFRIOL

3.   Cómo tomar ARAFRIOL

4.   Posibles efectos adversos

5.   Conservación de ARAFRIOL

6.   Contenido del envase e información adicional

1. Qué es ARAFRIOL y para qué se utiliza

Es una asociación de paracetamol, clorfenamina y fenilefrina.

El paracetamol es un analgésico que también posee propiedades antipiréticas. Está indicado para el alivio sintomático del dolor ocasional leve o moderado, como dolor de cabeza, dental, muscular (contracturas) o de espalda (lumbago), así como en estados febriles.

La clorfenamina es un antihistamínico que alivia la secreción nasal.

La fenilefrina es un simpaticomimético que reduce la congestión nasal.

 

Está indicado en el alivio de los síntomas en procesos catarrales y gripales que cursen con fiebre, dolor leve o moderado, congestión y secreción nasal, en adultos y adolescentes a partir de 12 años. .

 

Debe consultar a un médico si empeora o si la fiebre persiste después de 3 días o el dolor durante 5 días.

2. Qué necesita saber antes de empezar a tomar ARAFRIOL

No tome ARAFRIOL si

 

  • es alérgico (hipersensible) a los principios activos o a cualquiera de los demás componentes de ARAFRIOL (incluidos en la sección 6).
  • padece hipertensión arterial.
  • padece hipertiroidismo.
  • padece diabetes mellitus.
  • padece taquicardias (latidos del corazón rápidos).
  • está en tratamiento con algún medicamento inhibidor de la monoaminooxidasa (IMAO) (como pueden ser algunos medicamentos antidepresivos, o medicamentos para tratar la enfermedad de Parkinson).
  • está en tratamiento con medicamentos simpaticomiméticos (medicamentos utilizados para el tratamiento del asma, o medicamentos para acelerar la frecuencia de los latidos del corazón).
  • está en tratamiento con medicamentos betabloqueantes (medicamentos para el corazón o para tratar enfermedades de las arterias) (ver: Toma de ARAFRIOLcon otros medicamentos).
  • padece glaucoma (elevación de la presión ocular).
  • padece alguna enfermedad grave del corazón o de las arterias (como enfermedad coronaria o  angina de pecho).
  • padece alguna enfermedad del hígado o riñón grave.

 

Los enfermos menores de 12 años no pueden tomar este medicamento.

 

Advertencias y precauciones

 

Consulte a su médico o farmacéutico antes de empezar a tomar ARAFRIOL.

 

  • No tomar más cantidad de medicamento que la recomendada en el apartado 3: Cómo tomar ARAFRIOL.
  • Debe evitarse el uso simultáneo de este medicamento con otros medicamentos que contengan paracetamol, ya que las dosis altas pueden dar lugar a daño en el hígado. No use más de un medicamento que contenga paracetamol sin consultar al médico.
  • Los alcohólicos crónicos, deberán tener la precaución de no tomar más de de 2 g/en 24 horas de paracetamol.
  • Los pacientes con enfermedades del riñón, del hígado, del corazón o del pulmón y los pacientes con anemia, deberán consultar con el médico antes de tomar este medicamento
  • Cuando se está en tratamiento con algún medicamento para tratar la epilepsia  debe consultar al médico antes de tomar este medicamento, debido a que cuando se usan al mismo tiempo, se disminuye la eficacia  y se potencia la hepatotoxicidad del paracetamol, especialmente en tratamientos con dosis altas de paracetamol.
  • Los pacientes asmáticos sensibles al ácido acetilsalicílico, deberán consultar con el médico antes de tomar este medicamento.

 

- Deben consultar al médico antes de tomar este medicamento:

 

  • Los pacientes con enfermedades del riñón, del hígado, del corazón o del pulmón y los pacientes con anemia.
  • Los pacientes asmáticos sensibles al ácido acetilsalicílico.
  • Los pacientes sensibles (alérgicos) a un antihistamínico, porque pueden ser sensibles a otros antihistamínicos (como es clorfenamina).
  • Los pacientes que estén en tratamiento con medicamentos para tratar: hipertrofia de próstata, asma bronquial, latidos del corazón muy lentos, hipotensión, arteriosclerosis cerebral, inflamación del páncreas (pancreatitis), úlcera digestiva (úlcera péptica estenosante), obstrucción píloroduodenal (entre el estómago y el intestino), enfermedades del tiroides, pacientes sensibles a los efectos sedantes de algunos medicamentos.
  • Si está en tratamiento con antidepresivos tricíclicos o medicamentos con efecto similar y le aparecen problemas gastrointestinales, debe dejar de tomar este medicamento y consultar inmediatamente a un médico, porque se le podría  producir íleo paralítico (detención de los movimientos normales de una parte del intestino).

 

Niños y adolescentes

 

Interferencias con pruebas analíticas:

Si le van a hacer alguna prueba analítica (incluidos análisis de sangre, orina, etc…) comunique a su médico que está tomando/usando este medicamento, ya que puede alterar los resultados.

 

Toma de ARAFRIOL con otros medicamentos

 

Informe a su médico o farmacéutico si está tomando o ha tomado recientemente o podría tener que tomar cualquier otro medicamento.

 

En particular, si está utilizando algunos de los siguientes medicamentos, ya que puede ser necesario modificar la dosis de algunos de ellos o la interrupción del tratamiento:

 

  • Medicamento para evitar coágulos en la sangre: Anticoagulantes orales ( acenocumarol, warfarina)
  • Medicamentos para tratar la epilepsia: Antiepilépticos (lamotrigina, fenitoina u otras hidantoínas, fenobarbital, metilfenobarbital, primidona, carbamacepina)
  • Medicamentos para tratar la tuberculosis: (isoniazida, rifampicina)
  • Medicamentos para tratar la depresión y las  convulsiones: Barbitúricos (utilizados como hipnóticos, sedantes y anticonvulsivantes)
  • Medicamentos para disminuir los niveles de colesterol en sangre: (colestiramina)
  • Medicamentos utilizados para aumentar la eliminación de orina (diuréticos del asa como los del grupo furosemida)
  • Medicamentos utilizados para el tratamiento de la gota (probenecid y sulfinpirazona)
  • Medicamentos utilizados para evitar nauseas y vómitos: Metoclopramida y domperidona
  • Medicamentos utilizados en el tratamiento de la tensión arterial alta (hipertensión) y las alteraciones del ritmo del corazón  (arritmias cardiacas): Propranolol.
  • Medicamentos utilizados para tratar la depresión, la enfermedad de Parkinson u otras enfermedades (Inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO). Se debe separar la administración de ARAFRIOL un mínimo de 15 días después de terminar el tratamiento.
  • Medicamentos utilizados para tratar la migraña; medicamentos que se toman para el parto; medicamentos que se toman para tratar la tensión arterial, u otras enfermedades (medicamentos bloqueantes alfa-adrenérgicos).
  • Bloqueantes alfa y beta-adrenérgicos como labetalol y carvedilol (utilizados para el corazón o para tratar enfermedades de las arterias).
  • Medicamentos para tratar la depresión (antidepresivos tricíclicos y tetracíclicos).
  • Medicamentos anestésicos generales.
  • Antihipertensivos (medicamentos para bajar la tensión).
  • Medicamentos utilizados para el corazón como son los glucósidos cardiacos, antiarrítmicos y bloqueantes β adrenérgicos.
  • Medicamentos que contienen hormonas tiroideas (se utilizan para tratar enfermedades del tiroides).
  • Medicamentos utilizados para enfermedades del corazón o enfermedades de la digestión (atropina sulfato).
  • Medicamentos que producen depresión sobre el sistema nervioso central (como los empleados para el insomnio o la ansiedad).
  • Medicamentos ototóxicos (que tienen como efecto adverso que dañan al oído).
  • Medicamentos fotosensibilizantes (que como efecto adverso, producen alergia a la luz).

 

 

Toma de ARAFRIOL con los alimentos, bebidas y alcohol

 

Mientras esté en tratamiento con este medicamento no debe tomar bebidas alcohólicas, porque le puede potenciar la aparición de efectos adversos de este medicamento.

Además la utilización de medicamentos que contienen paracetamol por pacientes que consumen habitualmente alcohol(3 o más bebidas alcohólicas: cerveza, vino, licor,... al día) puede provocar daño en el hígado.

 

El medicamento se puede tomar con o sin alimentos.

 

Embarazo y lactancia

 

Si está embarazada o en periodo de lactancia, cree que podría estar embarazada o tiene intención de quedarse embarazada, consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar este medicamento.

 

Este medicamento no se debe tomar durante el embarazo a no ser que su médico considere que es estrictamente necesario.

 

Este medicamento no se puede tomar durante el periodo de lactancia, porque puede producir efectos adversos en el bebé.

 

Conducción y uso de máquinas

 

Este medicamento puede producir somnolencia alterando la capacidad  mental y/o física. Si nota estos efectos, evite conducir vehículos o utilizar máquinas.

3. Cómo tomar ARAFRIOL

Siga exactamente las instrucciones de administración del medicamento contenidas en este prospecto o las indicadas por su médico o farmacéutico. En caso de dudas pregunte a su médico o farmacéutico.

 

No se recomienda más de un sobre por toma.

 

La dosis recomendada es:

 

Adultos y adolescentes a partir  de 12 años: 1 sobre cada 6 – 8 horas si fuera necesario (3 ó 4 veces al día). No se excederá de 4 sobres (equivalente a 2 gramos de paracetamol) en 24 horas.La dosis máxima diaria de paracetamol no debe exceder de 3 gramos cada 24 horas (ver sección 4.4).

 

Pacientes con insuficiencia renal:

Consultar al médico.

Su médico le indicará si puede tomar el medicamento cada 6 u 8 horas.

 

Pacientes con insuficiencia hepática:

Consultar al médico.

En caso de insuficiencia hepática o síndrome de Gilbert’s, no se excederá de 2 g/24 horas y el intervalo mínimo entre dosis será de 8 horas.

 

Uso en niños

Niños entre 6 y 12 años, no pueden tomar este medicamento debido a la dosis de 500 mg de  paracetamol.

 

Uso en pacientes de edad avanzada

Las personas de edad avanzada no pueden tomar este medicamento sin consultar al médico porque les puede afectar especialmente algunos efectos adversos del medicamento, como la aparición de latidos lentos del corazón (bradicardia) o la reducción del caudal cardiaco, por el contenido de fenilefrina y clorfenamina. También es más probable que puedan presentar efectos adversos como sedación, confusión, hipotensión o excitación, y pueden ser más sensibles a efectos como sequedad de boca y retención urinaria.

 

Cómo tomar

 

ARAFRIOL se toma por vía oral.

 

Disolver el contenido de  un sobre en medio vaso o taza de leche o agua caliente.

 

Tomar siempre la dosis menor que sea efectiva.

 

La toma de este medicamento está supeditada a la aparición de los síntomas. A medida que éstos desaparezcan debe suspenderse el tratamiento.

 

Si la fiebre persiste durante más de 3 días de tratamiento, el dolor o los otros síntomas persisten más de 5 días, o bien empeora o aparecen otros nuevos, debe consultar al médico.

 

Si toma más ARAFRIOL del que debiera

 

Si ha ingerido una sobredosis, debe acudir inmediatamente a un centro médico aunque no note los síntomas, ya que a menudo éstos no se manifiestan hasta pasados 3 días desde la ingestión de la sobredosis, incluso en casos de intoxicación grave.

 

Los síntomas de sobredosis pueden ser: mareos, vómitos, pérdida de apetito, coloración amarillenta de la piel y los ojos (ictericia) y dolor abdominal. Ansiedad, temor, agitación, dolor de cabeza (puede ser síntoma de tensión alta), convulsiones, insomnio (o somnolencia intensa), torpeza, sensación de desmayo, inestabilidad, confusión, irritabilidad, temblores, anorexia; psicosis con alucinaciones (esto último sobre todo en niños). Sequedad de boca, nariz o garganta. Efectos como tensión alta, arritmias (latidos rápidos o irregulares), palpitaciones, reducción de la producción de orina. Acidosis metabólica (disminución de la reserva alcalina de la sangre). En uso prolongado se puede producir depleción del volumen plasmático (disminución del volumen de sangre).

 

El tratamiento de la toma de una sobredosis es más eficaz si se inicia dentro de las 4 horas siguientes a la toma de la sobredosis del medicamento.

Los pacientes en tratamiento con barbitúricos o los alcohólicos crónicos, pueden ser más susceptibles a la toxicidad de una sobredosis de paracetamol.

En caso de sobredosis o ingestión accidental, acudir inmediatamente a un centro médico o llamar al Servicio de Información Toxicológica (Teléfono 91 562 04 20), indicando el medicamento y la cantidad ingerida.

4. Posibles efectos adversos

Al igual que todos los medicamentos, ARAFRIOL puede producir efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran.

 

Durante el periodo de uso de la asociación de paracetamol, fenilefrina y clorfenamina, se han comunicado los siguientes efectos adversos, cuya frecuencia no se ha establecido con exactitud:

             

  • Los efectos adversos que pueden aparecer más frecuentemente son: Ligera somnolencia, mareo, debilidad muscular: estos efectos adversos pueden desaparecer tras 2-3 días de tratamiento. Dificultad en los movimientos de la cara, torpeza, temblor, alteraciones en las sensaciones y hormigueos, sequedad de boca, pérdida de apetito, alteraciones del gusto o del olfato, molestias gastrointestinales (que pueden disminuir si se administra el medicamento junto con alimentos), náuseas, vómitos, diarrea, estreñimiento, dolor de estómago, retención de la orina, sequedad de nariz y garganta, espesamiento de las mucosidades, sudoración, visión borrosa u otros trastornos de la visión.

 

  • Los efectos adversos  que pueden aparecer con poca frecuencia (raros) son:

Malestar, bajada de la tensión (hipotensión), y aumento de los niveles de transaminasas en sangre. Infarto de miocardio, arritmia ventricular (latidos irregulares del corazón), edema pulmonar (aumento del volumen de líquido en los pulmones) y hemorragia cerebral (a dosis elevadas o en pacientes sensibles.

 

Excitación nerviosa (generalmente con dosis altas, y más frecuente en ancianos y niños), que puede incluir síntomas como: inquietud, insomnio, nerviosismo e incluso convulsiones. Otros efectos adversos que pueden aparecer con poca frecuencia son: tensión en el pecho, ruidos en los pulmones, latidos del corazón rápidos o irregulares (generalmente con sobredosis), trastornos del hígado (que se pueden presentar con dolor de estómago o vientre, orina oscura u otros síntomas), reacción alérgica, reacciones de hipersensibilidad graves (tos, dificultad para tragar, latidos rápidos, picor, hinchazón de párpados o alrededor de los ojos, cara, lengua, dificultad respiratoria, etc.), fotosensibilidad (sensibilización a la luz del sol), sensibilidad cruzada (alergia) con medicamentos relacionados con la clorfenamina. Alteraciones sanguíneas (cambios en la fórmula de las células de la sangre, como agranulocitosis, leucopenia, anemia aplásica, trombocitopenia) con síntomas como hemorragia no habitual, dolor de garganta o cansancio; bajada o subida de tensión, edema (hinchazón), alteraciones en los oídos, impotencia, alteraciones menstruales.

 

  • Los efectos adversos  que pueden aparecer con muy poca frecuencia (muy raros) son: Enfermedades del riñón, orina turbia, dermatitis alérgica (erupción cutánea), ictericia (coloración amarillenta de la piel), alteraciones sanguíneas (neutropenia, anemia hemolítica) e hipoglucemia (bajada de azúcar en sangre).

El paracetamol puede dañar el hígado cuando se toma en dosis altas o en tratamientos prolongados.

 

  • Los efectos adversos cuya frecuencia de aparición no es conocida, son: Ansiedad,  irritabilidad, debilidad, subida de la tensión arterial (hipertensión, generalmente con dosis elevadas y en pacientes sensibles), dolor de cabeza (con dosis altas y puede ser un síntoma de hipertensión), latidos del corazón muy lentos (bradicardia grave), reducción del calibre de los vasos sanguíneos (vasoconstricción periférica), reducción del rendimiento del corazón que afecta especialmente a ancianos y pacientes con pobre circulación cerebral o coronaria, posible producción o agravamiento de una enfermedad cardiaca, retención urinaria,  palidez, vello erizado, subida de azúcar en sangre (hiperglucemia), bajada de potasio en la sangre, acidosis metabólica (alteración del metabolismo), frío en las extremidades (piernas o brazos), rubor, sensación de desmayo (hipotensión). Con dosis elevadas se pueden producir: vómitos, palpitaciones, estados psicóticos con alucinaciones; en uso prolongado se puede producir disminución del volumen de sangre.

 

Comunicación de efectos adversos

Si experimenta cualquier tipo de los efectos adversos, consulte a su médico o farmacéutico, incluso si se trata de efectos adversos que no aparecen en este prospecto. También puede comunicarlos directamente a través del Sistema Español de Farmacovigilancia de Medicamentos de Uso Humano Website: www.notificaram.es/. Mediante la comunicación de efectos adversos puede contribuir a proporcionar más información sobre la seguridad de este medicamento.

5. Conservación de ARAFRIOL

Mantener fuera de la vista y del alcance de los niños.

 

No utilice ARAFRIOL después de la fecha de caducidad que aparece en el envase, después de CAD o Caducidad. La fecha de caducidad es el último día del mes que se indica.

 

No conservar a temperatura superior a 30oC y protegido de la humedad.

 

Los medicamentos no se deben tirar por los desagües ni a la basura.  Deposite los envases y los medicamentos que no necesita en el punto SIGRE de la farmacia. En caso de duda, pregunte a su farmacéutico cómo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma, ayudará a proteger el medio ambiente.

6. Contenido del envase e información adicional

Composición de ARAFRIOL

 

Cada sobre contiene:

  • Como principios activos: 500 mg de paracetamol, 10 mg de fenilefrina hidrocloruro y 4 mg de clorfenamina maleato.
  • Los demás componentes (excipientes) son: Aroma de limón, Polisorbato 80,  Isomaltosa y Sucralosa.

 

Aspecto del producto y contenido del envase

Sobres conteniendo polvo de color blanco o casi blanco, con un ligero olor a limón.

Cajas con 10 y 20 sobres.

 

Titular de la autorización de comercialización y responsable de la fabricación

ARAFARMA GROUP, S.A.

C/ Fray Gabriel de San Antonio, 6-10 

Pol. Ind. del Henares

19180 Marchamalo (Guadalajara). España

 

 

Fecha de la última revisión de este prospecto:

 

Marzo de 2017.

 

La información detallada y actualizada de este medicamento está disponible en la página Web de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) http://www.aemps.gob.es/

Fuente: Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios