DOLMEN Comp. efervescente (Comprimido efervescente)

Introducción

Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a tomar el medicamento.

Conserve este prospecto. Puede tener que volver a leerlo.
Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.
Este medicamento se le ha recetado a Vd. y no debe darlo a otras personas. Puede perjudicarles, aun cuando sus síntomas sean los mismos que los suyos.

En este prospecto encontrará información acerca de:

1 Qué es DOLMEN y para qué se utiliza
2 Antes de tomar DOLMEN
3 Cómo tomar DOLMEN
4 Posibles efectos adversos
5 Conservación de DOLMEN

DOLMEN

Cada comprimido efervescente contiene como principios activos 500 mg de ácido acetilsalicílico, 10 mg de fosfato de codeína y 250 mg de ácido ascórbico. Los demás componentes son ácido cítrico, benzoato de sodio (E211), bicarbonato sódico, citrato monosódico anhidro, naranja nuclearoma 32N-1, povidona K-30, sacarina sódica.

Titular y Responsable de la fabricación

Titular

Laboratorios ERN, S.A.
Pedro IV, 499, 08020 Barcelona. España.

Responsable de la fabricación

J. Uriach y Compañía, S.A.
Av. Camí Reial 51-57
08184 Palau-solità i Plegamans, Barcelona. España

1. QUÉ ES DOLMEN Y PARA QUÉ SE UTILIZA

Dolmen se presenta en envases de 10 y de 20 comprimidos efervescentes, en tubo de aluminio. Los comprimidos son redondos, de color blanco y no llevan ninguna marca.
El ácido acetilsalicílico pertenece a un grupo de medicamentos analgésicos, antipiréticos y antiinflamatorios no esteroideos y el ácido ascórbico es la vitamina C. Este medicamento también contiene fosfato de codeína.
La codeína pertenece a un grupo de medicamentos llamados analgésicos opiáceos que actúan aliviando el dolor. La codeína se puede utilizar en adolescentes de más de 16 años para el tratamiento a corto plazo del dolor moderado que no se alivia por otros analgésicos como paracetamol o ibuprofeno solos.
Dolmen está indicado en el alivio sintomático de los dolores ocasionales leves o moderados, como dolores de cabeza, dolores dentales, dolores menstruales y dolores de espalda.

También está indicado para el tratamiento de la inflamación no reumática y el tratamiento de la artritis reumatoide, artritis juvenil, osteoartritis y fiebre reumática.
También está indicado para estados febriles.

2. ANTES DE TOMAR DOLMEN No tome Dolmen:

si padece úlcera gástrica, duodenal o molestias gástricas de repetición
si ha presentado reacciones alérgicas de tipo asmático (dificultad para respirar, ahogo, broncoespasmos y en algunos casos tos o pitidos al respirar) al tomar medicamentos antiinflamatorios, ácido acetilsalicílico, otros analgésicos, así como al colorante tartrazina
si es alérgico al fosfato de codeína, al ácido ascórbico o a cualquier otro componente de este medicamento
si padece o ha padecido asma, rinitis o urticaria
si padece hemofilia u otros problemas de la coagulación sanguínea
si está en tratamiento con fármacos para la coagulación sanguínea (anticoagulantes orales)
si padece del riñón y/o del hígado (insuficiencia renal y/o hepática)
si padece litiasis renal acompañada de oxaluria o aciduria o pH urinario normal
si tiene alteraciones hemáticas como déficit de glucosa-6-fosfato deshidrogenasa, hemocromatosis, anemia sideroblástica y talasemia
si tiene insuficiencia respiratoria
si tiene menos de 16 años, salvo expresa indicación médica, ya que el uso de ácido acetilsalicílico se ha relacionado con el Síndrome de Reye, enfermedad poco frecuente pero grave
para aliviar el dolor en niños y adolescentes (0-18 años de edad) tras la extracción de las amígdalas o adenoides debido al síndrome de apnea del sueño obstructiva
si sufre trastornos biliares
si se encuentra en su tercer trimestre del embarazo
si está en periodo de lactancia

si sabe que metaboliza muy rápido la codeína en morfina.

Tenga especial cuidado con Dolmen:

Si usted tiene reducidas las funciones del riñón, corazón o hígado, lesiones craneales,
hipotiroidismo, hipertrofia prostática, insuficiencia suprarrenal, presenta alteraciones de la coagulación sanguínea o está en tratamiento con anticoagulantes deberá consultar con su médico antes de tomar este medicamento.
Si está tomando antiinflamatorios u otro tipo de medicamentos ya que ciertos medicamentos pueden interaccionar con Dolmen y producir efectos indeseados (ver “Uso de otros medicamentos”).
Si padece o ha padecido rinitis o urticaria.
Los pacientes con historia de formación de cálculos o gota deberán consultar al médico antes de tomar este medicamento.

Si es diabético, por el contenido de este medicamento en ácido ascórbico, cabe la posibilidad de que origine resultados erróneos en las pruebas de glucosa en orina, incluyendo las pruebas por tiras reactivas.
En el caso de padecer presión intracraneal elevada y trauma craneal, ya que la codeína puede aumentar la presión del líquido cefalorraquídeo.
La codeína se transforma en morfina en el hígado por una enzima. La morfina es la sustancia que produce el alivio del dolor. Algunas personas tienen una variación de esta enzima que puede afectar a las personas de distinta manera. En algunas personas, no se produce morfina o se produce en muy bajas cantidades, y no proporcionará suficiente alivio del dolor. Otras personas es más probable que sufran reacciones adversas graves porque en ellas se produce una cantidad muy alta de morfina. Si sufre alguno de los siguientes efectos adversos, debe dejar de tomar este medicamento y buscar ayuda médica inmediatamente: respiración lenta o superficial, confusión, somnolencia, pupilas pequeñas, náuseas o vómitos, estreñimiento, falta de apetito.
Si consume habitualmente alcohol (tres o más bebidas alcohólicas al día) ya que puede provocarle daño en el hígado y potenciar el riesgo de hemorragia digestiva.
Si su médico le solicita un análisis de sangre, orina u otra prueba diagnóstica, indique que está tomando este medicamento, ya que los valores de las determinaciones pueden verse alterados.
Debe informar a su médico o dentista ante posibles intervenciones quirúrgicas.
No administrar sistemáticamente como preventivo de las posibles molestias originadas por vacunaciones.
Por contener codeína, debe administrarse con precaución a pacientes con tendencia al abuso y la adicción, ya que su administración prolongada puede ocasionar dependencia.
Este medicamento no se debe tomar durante más de 3 días. Si el dolor no mejora después de 3 días, pida consejo a su médico.

Toma de Dolmen con alimentos y bebidas:

Tome este medicamento después de las comidas o con algún alimento.
Si usted consume habitualmente alcohol (tres o más bebidas alcohólicas –cerveza, vino, licor,
- al día) tomar Dolmen le puede provocar una hemorragia de estómago.

Embarazo

Consulte a su médico o farmacéutico antes de tomar cualquier medicamento.
IMPORTANTE PARA LA MUJER:
Si está usted embarazada o cree que pudiera estarlo, consulte a su médico antes de tomar este medicamento. El consumo de este medicamento durante el primer y segundo trimestre del embarazo puede ser peligroso para el embrión o el feto y debe ser vigilado por su médico. No deberá de tomar este medicamento durante el tercer trimestre de embarazo.

Lactancia

Consulte a su médico o farmacéutico antes de tomar cualquier medicamento.
No tome codeína si está en periodo de lactancia. Codeína y morfina pasan a la leche materna.

Conducción y uso de máquinas:

Dolmen puede hacerle sentirse somnoliento, por lo que se recomienda tener precaución al
conducir, manejar maquinaria peligrosa o en general realizar actividades donde la falta de concentración suponga un riesgo.

Uso en niños y adolescentes

No administrar a niños o adolescentes menores de 16 años.

Uso en niños y adolescentes tras cirugía

No se debe utilizar codeína para el alivio del dolor en niños y adolescentes tras la extracción de amígdalas o adenoides debido al síndrome de apnea del sueño obstructiva.

Uso en niños con problemas respiratorios

No se recomienda el uso de codeína en niños con problemas respiratorios, dado que los síntomas de la toxicidad de la morfina pueden ser peores en estos niños.

Uso en ancianos

Las personas de edad avanzada no deben tomar este medicamento sin consultar a su médico,
ya que son más propensas a padecer sus efectos adversos.

Información importante sobre algunos de los componentes de Dolmen:

Este medicamento por contener 384 mg de sodio por comprimido puede ser perjudicial en
pacientes con dietas pobres en sodio.

Uso de otros medicamentos:

Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando o ha utilizado recientemente otros
medicamentos incluso los adquiridos sin receta médica, homeopáticos, plantas medicinales y otros productos relacionados con la salud ya que puede ser necesario interrumpir el tratamiento o ajustar la dosis de alguno de ellos.
Esto es especialmente importante en el caso de:
- Medicamentos utilizados para evitar el rechazo de los transplantes (ciclosporina y tacrolimus)
- Presión arterial alta (diuréticos e inhibidores de ECA)
- Cáncer, artritis reumatoide (metotrexato)
- Otros analgésicos o antiinflamatorios no estoroideos (medicamentos que se utilizan para tratar el dolor y/o inflamación muscular)
- Anticoagulantes (medicamentos que se utilizan para “fluidificar” la sangre y evitar la aparición de coágulos) como warfarina
- Medicamentos utilizados para el tratamiento de la gota (probenecid)
- Medicamentos para disminuir el nivel de azúcar en sangre (antidiabéticos orales)
- Barbitúricos (medicamentos utilizados como sedantes, como anticonvulsivantes y para problemas del sueño)
- Corticoides, ya que puede potenciar el riesgo de hemorragia digestiva
- Cimetidina y ranitidina (utilizados para la acidez de estómago)
- Digoxina (medicamento para el corazón)

- Fenitoina y ácido valproico (antiepilépticos)
- Litio (utilizado para las depresiones)
- El antibiótico Vancomicina y las Sulfamidas (utilizados para las infecciones)
- Zidovudina (utilizado en el tratamiento de las infecciones por VIH)
- Anticolinérgicos y codeína, ya que pueden ocasionar obstrucción intestinal
- Ansiolíticos y antipsicóticos, ya que puede potenciar su efecto sedante
- Antidepresivos tricíclicos o inhibidores de la monoaminoxidasa
- Anticonceptivos hormonales

Interferencia con pruebas diagnósticas:

Si le van a hacer alguna prueba diagnóstica (incluidos análisis de sangre, orina, etc…),
informe a su médico de que está tomando este medicamento, ya que puede alterar los resultados, incluyendo las pruebas por tiras reactivas.

3. CÓMO TOMAR DOLMEN

Siga estas instrucciones a menos que su médico le haya dado otras indicaciones distintas. Recuerde tomar su medicamento. Su médico le indicará la duración de su tratamiento con Dolmen, no suspenda el tratamiento antes.
Si estima que la acción de Dolmen es demasiado fuerte o débil, comuníqueselo a su médico o farmacéutico.
La administración de este medicamento está supeditada a la aparición de los síntomas dolorosos o febriles. A medida que éstos desaparezcan debe suspenderse esta medicación.
Este medicamento no se debe tomar durante más de 3 días. Si el dolor o la fiebre se mantiene durante más de 3 días, o bien empeoran o aparecen otros síntomas, pida consejo a su médico

Adultos y adolescentes mayores de 16 años: tome 1 comprimido efervescente cada 4-6 horas, hasta un máximo de 8 comprimidos efervescentes al día, cuando sea necesario.

Niños y adolescentes:

No administrar a niños o adolescentes menores de 16 años:
No administrar a adolescentes menores de 16 años con procesos febriles, gripe o varicela, ya que en estos casos el uso de ácido acetilsalicílico se ha asociado con la aparición del Síndrome de Reye.
Los niños menores de 12 años de edad no deben tomar codeína debido al riesgo de problemas respiratorios graves.

Pacientes con las funciones del hígado o riñón reducidas: consulte al médico ya que debe reducir la dosis.

VIA ORAL.
Para tomar Dolmen, disuelva el comprimido efervescente en medio vaso de agua y espere a que desaparezca el burbujeo o efervescencia antes de beberlo. Se debe tomar este medicamento después de las comidas o con algún alimento.

Si toma más Dolmen del que debiera:

Los principales síntomas de sobredosificación son: dolor de cabeza, mareos, zumbido de
oídos, visión borrosa, somnolencia, sudoración, náuseas, vómitos y ocasionalmente diarrea.
En caso de sobredosis o ingestión accidental, consulte inmediatamente a su médico o farmacéutico o acuda a un centro médico inmediatamente o llame al Servicio de Información Toxicológica, teléfono 915.620.420, indicando el medicamento y la cantidad ingerida.

Si olvidó tomar Dolmen:

No tome una dosis doble para compensar las dosis olvidadas.

4. POSIBLES EFECTOS ADVERSOS

Como todos los medicamentos, Dolmen puede tener efectos adversos.
Los más habituales son molestias gastrointestinales, erupciones cutáneas, dificultad respiratoria, somnolencia y mareos.

Efectos adversos frecuentes:

Trastornos gastrointestinales, como úlcera gástrica, úlcera duodenal, sangrado gastrointestinal, dolor abdominal, molestias gástricas, náuseas, vómitos.
Trastornos respiratorios, como dificultad para respirar, espasmo bronquial, rinitis.
Urticaria, erupciones cutáneas, angioedema.
Hipoprotrombinemia (con dosis altas).

Efectos adversos poco frecuentes:

Síndrome de Reye en menores de 16 años con procesos febriles, gripe o varicela.
Trastornos hepáticos, especialmente en pacientes con artritis juvenil.
Ocasionalmente, y a dosis superiores de 600 mg/día de vitamina C (3 comprimidos/día): diarrea, enrojecimiento de la piel, dolor de cabeza, náuseas, vómitos y calambres en el estómago.
Existe riesgo de formación de cálculos en las vías urinarias o ataques de gota en individuos predispuestos.
Si observa la aparición de:
Malestar o dolor gástrico, hemorragia gástrica o intestinal o deposiciones negras.
Trastornos de la piel, tales como erupciones o enrojecimiento.
Dificultad para respirar.
Cambio imprevisto de la cantidad o el aspecto de la orina.
Hinchazón de la cara, de los pies o de las piernas.
Deje de tomar el medicamento y consulte a su médico inmediatamente, ya que pueden indicar la aparición de efectos secundarios que necesitan atención médica urgente.

Comunicación de efectos adversos

Si experimenta cualquier tipo de efecto adverso, consulte a su médico, farmacéutico o enfermero, incluso si se trata de posibles efectos adversos que no aparecen en este prospecto. También puede

comunicarlos directamente a través del Sistema Español de Farmacovigilancia de Medicamentos de

Uso Humano: https://www.notificaram.es. Mediante la comunicación de efectos adversos usted puede contribuir a proporcionar más información sobre la seguridad de este medicamento.

5. CONSERVACIÓN DE DOLMEN

Mantenga Dolmen fuera del alcance y de la vista de los niños. Mantenga el tubo bien cerrado y a temperatura inferior a 25°C.
No utilice Dolmen después de la fecha de caducidad indicada en el envase.

Los medicamentos no se deben tirar por los desagües ni a la basura. Deposite los envases y los medicamentos que no necesita en el punto SIGRE de la farmacia. En caso de duda pregunte a su farmacéutico cómo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma, ayudará a proteger el medio ambiente.

Este prospecto ha sido aprobado en: Octubre 2014

La información detallada y actualizada de este medicamento está disponible en la página Web de la

Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) http:www.aemps.gob.es/

Fuente: Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios